Archivo | enero, 2014

La Existencia de Dios 5

7 Ene

9. La necesidad de un Observador

Sobre el Universo y La Mente hay una relación de mutua necesidad, un juego de complemento que sugiere una existencia dual necesaria para no quedar en la nada o vacío cósmico. Me explico, la única forma de afirmar la existencia del Universo es por la observación de alguien, si alguien no diría “esto existe” eso no existiría o sería como si no existiese.

Viéndolo mas al detalle, lo que nosotros vemos, percibimos, testificamos acerca del universo es lo que podemos representar en nuestra mente mediante el cerebro, las cosas que vemos los hemos clasificado, les hemos dado nombre, color, olor, sonido diferenciado, tenemos un esquema o modo de representar la realidad ya sea gráficamente o mediante símbolos, palabras, números, fórmulas. Esa es nuestro mundo real, pero en realidad no necesariamente es así, tenemos la idea de que las partículas subatómicas átomos son bolitas pequeñas que se mueven, pero en realidad hay teorías físicas como la de las cuerdas que nos sugieren un mundo material formado por cuerdas de distintas frecuencias y longitudes; quisimos representar el mundo atómico como un sistema planetario, pero la mecánica cuántica nos sugiere una existencia aleatoria con nubes de estados de energía. Es decir lo que nuestros sentidos perciben del universo solo son una manera de representarlo pero no es tal cual, en el libro el Ser y La Nada, Jean Paul Sartre dice que el ser finalmente es su representación. Finalmente el universo no es nada mientras que una mente no lo representa, lo único fehaciente es la representación; por eso la física necesita un observador, un sistema de referencia de un observador, un observador de la velocidad y posición de una partícula (la incertidumbre de Heisenberg).

Existe lo que puede ser observado, Dios podría ser el observador del Universo.
Existe lo que puede ser observado, Dios podría ser el observador del Universo.

Por eso es difícil creer que el Universo primitivo solo haya sido un cúmulo de materia y energía y sin una Mente ( o más mentes) que lo observe. El hombre no puede ser el único con capacidad de observar el Universo.

 10. El propósito

Si admitiéramos la existencia de Dios la pregunta sería cuál es su propósito con nosotros?. Realmente no necesitamos una revelación o una Biblia ( lo cual es un documento religioso y filosófico muy respetable y profundo) para hacer lo que Dios quiere que hagamos, nos ha dotado de ADN, de cerebro, de capacidad intelectual, de capacidad comunicativa, de sentimientos, etc. que permita que vayamos descubriendo el universo que nos ha tocado vivir y convivir con nuestros semejantes, todo es un proceso. Por ejemplo hay religiones que refutan la teoría de la evolución de las especies, pero estas religiones estarían contra Dios, porque se supone que esa teoría es el resultado de nuestra actividad científica hecha con un cerebro que Dios nos ha proporcionado, porqué Dios nos daría falsas pistas del origen de la especies?, me parece que Dios nos habría dado la capacidad de “leer” las capas geológicas y usar el Carbono 14 mucho más que una historia bíblica que nos diga que el Universo se hizo en 7 días. La religión no debería entrar en contradicción con la ciencia, una buena religión debería basarse en la ciencia que finalmente es la explotación de los “talentos” ( de acuerdo a esa parábola de los evangelios) que nos han dado.

Dios podría tener dos tipos de propósitos para con nosotros, uno referido a la humanidad y otro a cada individuo.

En cuanto al propósito de la humanidad hay varios aspectos que indican que el papel del hombre es la transformación de la naturaleza, es como cuando nosotros desarrollamos software que automaticen procesos manuales, el hombre, con su capacidad de transformar la naturaleza continúa con el proceso creativo o evolutivo del universo, es como si fuéramos instrumentos de Dios para proseguir con su obra de construcción del universo.

Pero hablar de la humanidad es algo casi abstracto, finalmente los seres humanos son individuales, son personas con sentimientos, esperanzas, sueños, vivencias, aciertos, errores. Cuál sería el propósito para cada uno?, es decir, tenemos un propósito particular? O es irrelevante para Dios nuestra conducta individual?. No creo que sea irrelevante, porque de la conducta individual depende la colectiva, es muy importante que cada quien haga lo que le corresponde hacer. Creo que uno de los primeros objetivos de Dios para cada persona es darles la oportunidad de disfrutar su existencia, desde el momento que tenemos mente podemos tener consciencia de la realidad que nos ha tocado vivir, para bien o para mal es un regalo de la naturaleza o Dios darnos vida y formar parte de este Universo. La vida, por mas dura que podría ser es algo al que nos aferramos porque lo disfrutamos. Luego, Dios nos ha proporcionado mecanismos basados en la motivación emocional, en la búsqueda del placer, en evitar el dolor, los cuales generan nuestra vivencia, nuestra experiencia terrestre llena de alegrías y tristezas. El regalo de la vida puede ser el único propósito de Dios, durante el cual nos toca ejecutar un papel en la sociedad que contribuye a su desarrollo y forma parte de los planes de Dios para el Universo. Pero luego de la muerte que?, nuestra aferro a la vida hace que tengamos la esperanza de continuar viviendo luego de la muerte, pero no hay nada evidente que lo demuestre, por el momento solo después de la muerte podríamos saberlo.

Nos aferramos a la vida porque lo disfrutamos, tenemos la esperanza de continuar viviendo luego de la muerte
Nos aferramos a la vida porque lo disfrutamos, tenemos la esperanza de continuar viviendo luego de la muerte
Anuncios

La Existencia de Dios 4

7 Ene

4. Dios Omnisciente

La omnisciencia es la capacidad suprema de conocimiento, Dios es el mas sabio de todo los sabios, tiene toda la información del universo pasado, presente y futuro.

Al igual que el caso de la omnipresencia, el atributo de omnisciencia es arbitrario, no hay nada que obligue a que así lo sea, solo el razonamiento especulativo; lo que sí puede ser cierto es que su conocimiento del universo es muchísimo más que el nuestro lo que le permite una gran capacidad de control de la misma.

Dios dotado de una sabiduría infinita, la sabiduría es un atributo humano referido a su capacidad de adquirir información y analizarla, no se sabe qué mecanismos podría tener Dios en su forma de tener conocimiento.
Dios dotado de una sabiduría infinita, la sabiduría es un atributo humano referido a su capacidad de adquirir información y analizarla, no se sabe qué mecanismos podría tener Dios en su forma de tener conocimiento.

Hay que tomar en cuenta que el conocimiento es un atributo humano referido a la capacidad del mismo en tener la información que le permita sobrevivir, el cerebro trabaja mediante un proceso de aprendizaje, hay una captura de información desde que nace un ser inteligente que a medida que se desarrolla va aumentando; cuanto más información tenga y pueda procesarla a su conveniencia es mas sabio. Dios no necesariamente debe tener ese mecanismo de captura de información, su sabiduría podría no estar en su capacidad de obtener información sino en su capacidad creativa de transformar el universo.

 5. Dios Omnibenevolente

Bondad absoluta, pero vimos anteriormente que el mal también debiera ser de origen de Dios, que el concepto del mal es algo humano referido a nuestra clasificación de los hechos y cosas de acuerdo a la conveniencia teniendo como objetivo la sobrevivencia, lo bueno es todo que contribuye a nuestra sobrevivencia, lo malo es todo aquello que lo dificulta; pero el universo ha evolucionado bajo un esquema de cambios, adaptaciones, probar varias alternativas, diversidad, dentro de ello el mal es necesario y parece ser parte del diseño del universo. Por tanto Dios no es solo autor de lo bueno sino también de lo malo.

La bondad es un concepto que depende de los objetivos que se persigue, algo es bueno cuando colabora positivamente a un determinado objetivo y es malo cuando lo obstruye
La bondad es un concepto que depende de los objetivos que se persigue, algo es bueno cuando colabora positivamente a un determinado objetivo y es malo cuando lo obstruye

Para poder entender o precisar el alcance del concepto de Omnibenevolencia, habría que recalcar que lo bueno se refiere a todo aquello que conviene a un fin determinado. Dios, en su sabiduría muy superior a la nuestra, debe tener sus objetivos mas claros y coherentes que los nuestros, por tanto todo lo que hace es de acuerdo a esos objetivos, por tanto lo que hace es algo bueno en gran magnitud, aunque permita el mal.

 6.      Dios Perfecto

No comete errores, no tiene defectos, veamos cada caso.

Los errores son propios de los humanos, no todo lo que hacemos guarda concordancia a los objetivos que perseguimos, podemos hacer un dibujo que no es copia fiel del original, podemos hacer una construcción que adolece de cierta consistencia, podemos educar a nuestros hijos de tal manera que el resultado no es el esperado, podemos cantar una melodía algo desentonada, podemos plantear una teoría física que finalmente no es del todo comprobable o coherente. Se supone que nada de esto ocurre en lo que hace Dios, sin embargo vemos que en el universo no todo es coherente, pareciera tener defectos de fábrica, la misma evolución ha producido especies que no han sobrevivido y se han extinguido, si admitimos que todo es obra de Dios aceptaríamos que también esos yerros son de El.

Nuevamente debemos aclarar que la idea de perfección es bastante humana, se basa en la forma de aprender y actuar del ser humano, en su proceso de aprendizaje que consiste en probar varias alternativas y descartar las no convenientes, su habilidad motriz le permite hacer muchas cosas pero también tiene limitaciones en fuerza, tamaño, velocidad, precisión; queremos formar una idea de Dios que no tiene defectos como los nuestros, cuando en realidad no conocemos sus objetivos, su entorno, su propósito; por tanto solo podemos suponer que dado que tiene mucho mayor conocimiento de las cosas que nosotros comete menos errores.

“Dios no juega a los dados” decía Albert Einstein, una afirmación del determinismo físico, que todo está precisamente calculado o planificado, sin embargo la mecánica cuántica contradice esta teoría y nos sugiere un universo con varias alternativas todas posibles, por tanto Dios podría ser mas errático que lo que suponemos.

«Dios no juega a los dados» dijo Albert Einstein en su crítica a la teoría de la mecánica cuántica, es decir que se espera que un ser perfecto no sea errático en su creación, pero la física moderna parece insinuar que el universo es errático, aleatorio, tiene varias alternativas.
«Dios no juega a los dados» dijo Albert Einstein en su crítica a la teoría de la mecánica cuántica, es decir que se espera que un ser perfecto no sea errático en su creación, pero la física moderna parece insinuar que el universo es errático, aleatorio, tiene varias alternativas.

7.      Dios es una Persona

No es una energía sin vida o una concentración de fuerzas sin inteligencia, si nosotros los humanos tenemos mente y somos personas, cuánto más debiera ser un ser muy superior a nosotros?.

Al inicio de este ensayo se trató sobre la mente, es algo que aún no conocemos lo suficiente y si vemos que los seres humanos tenemos mente, es más que posible que un ser creador del universo y con gran poder de control sobre éste también debe tener una mente tan o muy superior al nuestro, quizá una mente que sí puede observar en el tiempo hacia el pasado y el futuro, que sí puede observar detalles del universo que nosotros normalmente no podemos.

Finalmente la cuestión de Dios se limita a preguntarnos si creemos o nó que el hombre es el único ser inteligente (con mente) del universo; si lo mas razonable es admitir que pueden haber seres mas inteligente que el hombre, cuánto más inteligentes?, hasta dónde podría llegar el poder de seres mucho mas evolucionados que el hombre o que sean mas bien los artífices de la evolución y formación del universo.

Si el hombre puede llegar a un grado de sublimidad en sus manifestaciones artísticas e intelectuales, que puede crearse valores que rijan su conducta, puede tener manifestaciones heroicas, etc. cuánto más podríamos esperar de un ser con una mente superior?.

El Autor del Universo no debiera ser un ser inanimado, debe tener vida e inteligencia
El Autor del Universo no debiera ser un ser inanimado, debe tener vida e inteligencia

Es curiosa la evolución teológica hebrea, de un Dios justiciero y paternalista en el antiguo testamento a un Dios Benigno y lleno de amor en el Nuevo Testamento. Es increíble cómo las sencillas enseñanzas evangélicas pintan a un Dios (el Padre) extremadamente benevolente y con un grado muy alto hasta casi incompresible de moral que supera todo lo que el hombre podría tener. Esa idea de Dios ha impactado tanto en el mundo de entonces que ha convencido a los hombres impresionados de descubrir un Dios curiosamente bueno más que alardeador de poder.

8.      Repasando al pregunta

Para responder a la pregunta “Existe Dios?”, tal como explicamos al comienzo de este ensayo, en primer lugar se debe analizar la pregunta misma, el alcance de ésta:

–          A qué nos referimos con la palabra “existir”.

–          A que nos referimos con “Dios”

Nosotros podríamos tener las siguientes preguntas:

–          Existe el color “umbres” ( en cualquier idioma)?

–          Existe el número mayor que todos?

–          Existe un elefante con cara de mono?

–          Existen seres extraterrestres?

–          Existe el éter?

El “existir” de algo es que pertenezca al mundo real y objetivo y nos solo a nuestra idea, pensamiento o imaginación. La única manera de saber si algo pertenece a nuestro mundo objetivo es que:

–          Lo percibamos con nuestros sentidos.

–          Lo perciban mas de una persona.

–          Se verifique sus efectos en el mundo real.

Podemos inferir que algo existe aunque no lo veamos porque otras personas confiables sí lo han visto y lo testifican fehacientemente.

Podemos afirmar que algo existe cuando a éste podemos percibirlo en nuestro mundo objetivo directa o indirectamente ( mediante sus efectos)
Podemos afirmar que algo existe cuando a éste podemos percibirlo en nuestro mundo objetivo directa o indirectamente ( mediante sus efectos)

Podemos descartar que algo es solo subjetivo si verificamos que otros también lo perciben de manera similar.

Podemos inferir que algo existe aunque no lo veamos porque vemos sus huellas o sus efectos en el mundo real, por ejemplo los agujeros negros del cosmos, se deduce que existen aunque no se les pueda ver (son negros) por su gran fuerza de succión.

Podemos descubrir elementos subatómicos aunque tengan muy corta vida o poquísima masa por que dejan huellas en los aceleradores.

Si no hubiera manera alguna de inferir la existencia de algo simplemente ese algo no existiría para nosotros lo que equivale a que no existiría para nadie de nuestro mundo real.

El otro análisis que debemos hacer es qué entendemos por “Dios”, si nos preguntamos por su existencia por lo menos debemos tener una idea de lo que esperamos que sea ese “Dios”, un ser físico?, pura energía?, ser inteligente?, ser amorfo o espiritual ( algo que no se ha comprobado que exista en el mundo real)?. De acuerdo a lo que definamos a ese “Dios” podemos responder a la pregunta. De acuerdo a cómo creemos que es ese “Dios” pueda que exista o no.

Como “Dios” no se presenta físicamente a nosotros en nuestra vida cotidiana, entonces solo nos queda saber si se manifiesta esporádicamente o deja huellas en el universo.

La manifestación esporádica sería alguna clase de revelación divina o milagros.

Respecto a las revelaciones, hay varias historias o leyendas bastante serias y documentadas, pero el hecho de ser eventos muy pasados le resta la posibilidad de someterlos a una verificación contundente y descartar que se trate de fraudes o alucinaciones. Lo que pone en duda a las revelaciones es que sus mensajes son contradictorias unas de otras lo que nos obliga a descartar a casi todas y tener que descubrir cuál es la única verdadera. Es decir que la mitología griega, las leyendas incaicas, las religiones hindúes, el yavismo, cada cual tiene un legajo de historia sagrada y enseñanza, pero que cada quien se atribuye ser la auténtica. A menos que haya varios dioses de diferente pensamiento o política, cada quien se esté revelando a distintos grupos de personas, lo de las revelaciones deja muchas dudas.

Respecto a los milagros, son hechos que no tienen explicación científica, un milagro bastante documentado y sometido a varias pruebas, análisis y testigos puede indicar un fenómeno sin explicación científica, pero no necesariamente que exista Dios. Claro que cuando un personaje como Jesucristo resucita muertos, cura leprosos, convierte agua en vino como prueba de su divinidad, sería una manifestación casi directa de Dios o de su poder; pero esos hechos están tan lejanos en la historia que no son una evidencia el que haya sucedido realmente tal y como se cuenta en los evangelios.

Tal como ya mencionamos al inicio solo nos quedaría revisar si Dios ha dejado huellas de su existencia en el universo. La existencia de la mente y la complejidad del universo sugiere la existencia de formas superiores a la nuestra que podría explicar al universo mismo.

Si el hombre fuera un producto complejo de la evolución del universo, y éste inicialmente solo era un cúmulo de materia y energía sin vida, es difícil de creer que algo tan burdo o simple como la materia energía pueda formar formas de vida con la mente e inteligencia del hombre, lo mas probable es que el universo guarde formas de existencia mucho mas complejas y avanzadas que nosotros mismos y esto sea lo que llamamos Dios.

La Existencia de Dios 3

7 Ene

Dios Onmipotente

 

La mayoría de las religiones nos menciona un Dios que lo puede todo, aunque de inmediato surge la pregunta “si lo puede todo ¿por qué no evita el mal?”.

Si asumimos un Ser que puede tener un control mucho mayor del universo que el ser humano, no necesariamente podemos decir que lo puede todo. Posiblemente su poder es tan superior al del hombre que prácticamente es omnipotente, o que puede hacer las cosas que el hombre no puede, por ejemplo cambiar súbitamente el clima, provocar una tormenta o cesarla, revivir un muerto, curar una enfermedad grave, etc.

¿Por qué no evita el mal?. El bien y el mal son conceptos humanos, el instinto de supervivencia del hombre ha hecho que clasifique las cosas por lo favorables o desfavorables para sus fines de supervivencia. Es malo todo aquello que atenta contra la salud de una persona por ejemplo, o todo aquello que pueda provocar su muerte o dolor. Veamos el dolor, es una sensación desagradable que se prefiere evitar, sin embargo es un mecanismo biológico que nos advierte algo malo en nuestro organismo que requiere atención; si no sintiéramos el calor del fuego dejaríamos que éste nos consuma, el dolor hace que huyamos de éste y nos pongamos salvaguarda.

Pero hablemos del mal moralmente hablando, del crimen, del abuso sexual, de la falsedad. También son conceptos humanos, son conductas que las hemos catalogado así porque atenta con la convivencia, por tanto con la supervivencia; el hombre ha visto que tiene que vivir en sociedad para poder satisfacer sus necesidades óptimamente, el vivir en sociedad le obliga a tener reglas de convivencia, el no respetarlas atenta con la supervivencia del grupo, por tanto es malo.

El bien y el mal son conceptos relativos y relacionados a la supervivencia humana, a su manera de clasificar el mundo exterior para que pueda sobrevivir, buscar lo bueno y evitar lo malo, buscar el placer y evitar el dolor; es una regla de vida de un ser vivo animal, es algo tan intrínseco a la naturaleza que tiene su objetivo; para qué está el mal?, para evitarlo. La evolución de los seres vivos nos ilustra cómo la naturaleza va ensayando diversas formas de existencia (la mutación) y supervive la que más se adapta al medio ambiente, de eso se trata, de probar alternativas y descartar lo que no conviene, y lo que no conviene se llama malo.

El concepto del bien y del mal ha sido desarrollado por el hombre en base a la conveniencia en su lucha por la supervivencia
El concepto del bien y del mal ha sido desarrollado por el hombre en base a la conveniencia en su lucha por la supervivencia

Dios no evita el mal posiblemente porque es necesario dentro de su diseño del universo.

OK, puede ser que Dios haya inventado el dolor de muelas para que cuidemos nuestros dientes y podamos alimentarnos bien pero por qué nos ha puesto en un planeta donde la tierra se mueve de vez en cuando y mata miles de personas inocentes incluido niños?, por qué no ha esperado a que el planeta tierra se estabilice y no tenga capas tectónicas moviéndose para luego hacer que le hombre la prolifere tranquilamente?. Es decir su diseño incluiría las catástrofes y pérdidas de vida. Esto nos ilustra las posibles limitaciones de Dios y la no coincidencia con nuestros deseos humanos, es decir que no todo lo que hace Dios es bueno para lo que esperamos los seres humanos, a menos que haya fuerzas malignas que se opongan a las benignas de Dios, si fuera así la omnipotencia de Dios estaría cuestionada, tendría rivales poderosos contra los que poco puede hacer para evitar sus fechorías.

Las grandes catástrofes de la naturaleza parecerían formar parte del diseño de Dios acerca de nuestro planeta
Las grandes catástrofes de la naturaleza parecerían formar parte del diseño de Dios acerca de nuestro planeta

La existencia de un ser poderoso y maligno que compite con Dios y que aquel es quien provoca los males es contradictoria con la idea de la Omnipotencia de Dios; cómo Dios podría haber creado un ser a quien no pueda controlar?, un ser de compite con El sería tan poderoso como El y ya le restaría su supremacía, en todo caso todos los males que haría este ser sería indirectamente de responsabilidad de Dios por haberle creado así, en última instancia no exime la responsabilidad del mal al mismo Dios. Mas sencillo es aceptar que Dios también origina lo que llamamos mal, teniendo en cuenta que el concepto del mal es humano y está referido a nuestra clasificación de los hechos favorables y desfavorables a nuestra supervivencia. El porqué Dios permite el mal podría ser algo que está por el momento fuera del alcance de nuestra comprensión.

La idea de un ser autor del mal que compite en poder con Dios contradice la Omnipotencia que debiera tener Dios.
La idea de un ser autor del mal que compite en poder con Dios contradice la Omnipotencia que debiera tener Dios.

Otra posibilidad es que Dios permite el mal porque finalmente tiene un objetivo benigno el cual desconocemos. En cierta ocasión un pequeño gato cayó atrapado en el patio de mi casa, su madre estaba preocupada mirándolo desde el techo de la casa vecina, quise ayudar al gatito a unirse a su madre, tomé un escoba y lo atrapé contra la pared lo subí hacia el techo, el gatito asustado casi me ataca pero se dio cuenta que estaba cerca a su madre y se abalanzó a ella contento; yo no podía explicarle que el atraparle con la escoba le iba a ayudar, lo hice aunque le haría cierto daño y susto. Otro ejemplo es por ejemplo cuando damos a tomar una medicina amarga a un niño, es algo desagradable para que se cure. Posiblemente el beneficio del mal está fuera del alcance de nuestra comprensión. Al respecto un buen ejemplo de esta teoría es una de las enseñanzas bíblicas de Jesucristo que afirma que si alguien pide un pez al Padre Él no le daría una serpiente, se decir no le daría algo que le haga daño por mas que se lo pidiera, el hombre puede tener un concepto de lo que le conviene o nó, pero podría estar equivocado.

Mateo 7, 9-11 «¿O hay acaso alguno entre vosotros que al hijo que le pide pan le dé una piedra; 10 o si le pide un pez, le dé una culebra? 11 Si, pues, vosotros, siendo malos, sabéis dar cosas buenas a vuestros hijos, ¡cuánto más vuestro Padre que está en los cielos dará cosas buenas a los que se las pidan!»
Mateo 7, 9-11
«¿O hay acaso alguno entre vosotros que al hijo que le pide pan le dé una piedra; 10 o si le pide un pez, le dé una culebra? 11 Si, pues, vosotros, siendo malos, sabéis dar cosas buenas a vuestros hijos, ¡cuánto más vuestro Padre que está en los cielos dará cosas buenas a los que se las pidan!»

Otra teoría podría ser que Dios inventó el mal para probar nuestra conducta, nos coloca el mal con sus beneficios temporales (por ejemplo el crimen para hacerse rico ilegalmente) para ponernos aprueba y luego juzgarnos. Es una teoría bastante humana, un Dios juez que evalúa nuestra conducta y nos da premios y castigos, como un padre de familia. Pienso que esta teoría es mas una suposición basada en un dios humanizado. Sería algo absurdo que Dios juzgue por ejemplo a un criminal habiéndole proporcionado genes y un ambiente de vida que lo llevaron a tener una conducta delictiva; un niño que crece en un barrio marginal violento donde se sobrevive perteneciendo a una pandilla no tendría mucha culpa de terminar siendo un delincuente, por tanto sería injusto que Dios le juzgue sobre algo en el que El tiene responsabilidad.

Otra respuesta bastante osada es que Dios no puede evitar el mal porque no es Omnipotente, se tiene la idea de que Dios es un mago que puede hacer aparecer un objeto de la nada y también desparecerlo, que puede mover cosas muy pesadas que el hombre no podría, que poder de vencer o neutralizar las armas mas poderosas que el hombre pueda construir, que pueda sanar las enfermedades mas graves, que puede evitar la muerte de una persona. En realidad toda esa idea de poder es simplemente una capacidad mayor de control de la naturaleza que el hombre, pero no necesariamente el poder absoluto de hacer lo que se nos venga a la mente o imaginación. Nada le quitaría su atributo de Creador del universo a un Dios que tenga ciertas restricciones en su capacidad de control del universo. Lo lógico es que si es Creador del universo puede hacer de éste lo que quiera y también desaparecerlo, pero podría ser simplemente parte del Universo, haber participado en el Big Bang y tener un alto control del desarrollo del universo, no necesariamente su modelador absoluto; cierta mitología antigua habla de que el universo es el sueño de Dios, como si solo fuera producto de su imaginación y voluntad; mas sencillo es aceptar que Dios es un ser con una actividad mental mucho mas desarrollada que el hombre y una capacidad de control del universo muy superior al hombre, pero que no ir al extremo de atribuirle características supremas que de por sí provocan situaciones contradictorias.

 3.  Dios Omnipresente

Es otro atributo teológico, está presente en todo el universo, nada se le escapa, puede ver todo y absolutamente todo lo que ocurre en cada rincón de las galaxias, puede ver todos nuestros actos, donde        quiera que estemos podemos invocarle y nos escuchará. El atributo de ocupar un lugar en el espacio es algo físico, nuestra forma de existir y lo que observamos en el universo son objetos que ocupan un lugar en el espacio, tan así que podemos representarlos en un sistema de coordenadas tridimensionales “x”, “y” y “z”.

En realidad cuesta creer una forma de existencia así, cada segundo Dios tendría que recorrer a una velocidad suprema muy superior a la luz todo el universo para poder ver lo que acontece en cada instante, tendría que en un tiempo corto registrar en su memoria, toda esa increíble cantidad de información para luego analizarla y tomar decisiones. Peor aún , también tendría información de todo el futuro porvenir y de todo lo ha acontecido en el pasado  a un nivel de detalle infinito.

Dios, en cada instante está presente en cada rincón del Universo, algo difícil de imaginar; podríamos aceptar que tiene mucho mas presencia que nosotros en el Universo
Dios, en cada instante está presente en cada rincón del Universo, algo difícil de imaginar; podríamos aceptar que tiene mucho mas presencia que nosotros en el Universo

Claro que se podría decir que no es que Dios explora el universo a una velocidad infinita sino que está simultáneamente en todo lugar del universo con un conocimiento pleno de lo que acontece en ello. Sería una forma de existencia extremadamente extendida, el “tamaño” de Dios sería infinito y su ámbito de visión total o absoluto. Finalmente solo nos queda especular, lo que si podíamos aceptar es que Dios tiene una presencia e información del universo muchísimo más que lo que nosotros tenemos, probablemente no deba tener una información absoluta de todo ni estar presente en todos los rincones del universo, sino en lo mas relevante y necesario para sus actividades; debemos tomar en cuenta que Dios podría ser una forma de existencia mental muy avanzada y superior a nosotros con capacidad de captar y abarcar muchísima información del universo para tener un alto control de la misma.

La Existencia de Dios 2

7 Ene

1.2 Las revelaciones y los milagros

La posibilidad de seres superiores al hombre podría ser solo una interesante especulación a menos que haya indicios que manifiesten su existencia, no necesariamente pruebas sino indicios.

Nosotros no podemos especular sobre la existencia de Dios o de seres superiores en general, dioses quizá, si no tenemos ciertas muestras de su existencia en el mundo real, podríamos hablar de espíritus invisibles, pero no dejaría de ser fantasías si no tenemos experiencias de su manifestación en nuestro mundo físico que observamos, finalmente cuando definimos el significado de la palabra “existir” tenemos que reconocer que se trata de todo aquello que nuestros sentidos o nuestra inteligencia pueda percibir, sentir, verificar; entonces no tendría sentido hablar de la existencia de algo que no tenemos la posibilidad de percibir. Claro podríamos especular y preguntarnos “pero si existieran seres los cual no podemos ver, ni medir, ni oler, ni oir, ni deducir matemáticamente, ni ver sus rastros, etc. no importa que nuestro cerebro no pueda percatarse de éstos, existirían de todos modos en un mundo en el que nosotros no podemos acceder”, la respuesta a este razonamiento sería, esos seres simplemente no existirían, porque si no existen para nosotros no existen para nadie. Me explico, el concepto de “existir” está condicionado a una presencia en nuestro entorno sensitivo, en todo aquello que nuestros sentidos y nuestra mente pueda percibir, es decir la afirmación “esto existe” significa que es algo que finalmente podemos catalogarlo como perteneciente a la realidad que nos rodea, a todo aquello que mediante nuestros sentidos o nuestra inteligencia pueda percatar su presencia decimos que “existe”, si es algo al cual nunca llegaremos a percibir simplemente no existe, eso es nuestro entorno, esa es nuestra quizá limitada capacidad de captar la realidad. Por eso, la pregunta “existe Dios?” solo tiene sentido de la siguiente manera, “hay un Ser Poderoso y superior al hombre que de alguna manera se hace presente en el universo que puede captar nuestra mente?”.

La existencia de las cosas se refiere a que pueden ser observados por el hombre directa o indirectamente
La existencia de las cosas se refiere a que pueden ser observados por el hombre directa o indirectamente

La manera mas fehaciente de saber la existencia de Dios sería por una revelación, es decir que éste se manifieste a nuestros sentidos y nos comunique su existencia; otra manera sería que se manifieste en fenómenos que rompan las leyes de la física, o sea los milagros; otra manera sería que deje rastros en el mundo real.

Hay muchas historias de revelaciones, muchas respetables y bastante documentadas históricamente; la dificultad de la credibilidad de las revelaciones es  la incoherencia de éstos, hay muchas interrogantes detrás de éstos:

–          Por qué Dios se revelaría solo a un grupo de personas?, por qué no lo hace al mundo entero como para que no quepa duda de su existencia?.

–          Por qué hay tantas versiones de Dios en las revelaciones y cada religión reclama ser la auténtica revelación?, están todas equivocadas o solo una es la verdadera?.

–          Por qué Dios querría que lo reconozcamos como tal y lo adoremos si no está a la vista de todo el mundo y solo podemos aceptar su existencia mediante la fé?, es decir con una ciega creencia a priori?.

La revelación, es decir el contacto directo y físico con Dios podría ser una manera de saber de su existencia.
La revelación, es decir el contacto directo y físico con Dios podría ser una manera de saber de su existencia.

En cuanto a los milagros, éstos requieren ser investigados muy minuciosamente para ser válidos como tales, si revisamos la documentación, por ejemplo de los milagros de la Virgen de Lourdes, quizá encontremos casos de curaciones que escapan a una explicación científica; es algo así como los fenómenos paranormales o los avistamientos de OVNIS, puede haber casos sin explicación natural que sugieran fenómenos desconocidos, fuerzas poderosas que controlan la naturaleza, manifestaciones de seres inteligentes desconocidos. Los milagros efectivamente pueden formar parte de los fenómenos que escapan a nuestro modelo físico del Universo y pone manifiesto nuestra aún falta de información de lo que es el Universo que nos rodea.

Pero el verdadero milagro es la naturaleza misma, cada vez que conocemos mas al detalle cómo se comporta el universo con sus galaxias, estrellas, vida vegetal, células, cerebro, cuerpo humano, animales, etc. nos quedamos pasmados por la complejidad de éstos tal como si hubieran sido concebidos de antemano como parte de un plan, un diseño arquitectónico, hasta artístico. No es nada descabellado sospechar una inteligencia detrás de todo esto, porque la referencia que tenemos somos nosotros mismos los seres humanos que con nuestra inteligencia pudimos hacer grandes construcciones, grandes aparatos, sin embargo la naturaleza es mucho mas compleja que todo aquello que hemos podido hasta ahora hacer con la tecnología. Por analogía, si el hombre con su inteligencia puede hacer aparatos tan sofisticados, qué puede ser el autor de la tan sofisticada y bella naturaleza?.

El verdadero milagro es la complejidad y armonía de las formas de vida en el universo
El verdadero milagro es la complejidad y armonía de las formas de vida en el universo

Una ilustración bíblica alusiva a este hecho es una de las cartas del apóstol Pablo a los romanos en el que les dice que no hace falta que los paganos hayan o no recibido una revelación divina para que sepan la existencia de Dios sino que deberían observar la naturaleza, en ella se muestra la majestuosidad de su creador.

La segunda ley de la termodinámica nos dice que el Universo cada vez tiende a un mayor desorden y es un proceso irreversible, la materia en general tiende a tener transformaciones donde se busque un equilibrio termodinámico, y eso es que hay una natural transferencia de calor de un cuerpo caliente a uno frío y nunca al revés, se podría decir que el universo tiende a enfriarse y ese enfriamiento es un estado con menos complejidad, mas desordenado, mas amorfo. Es decir que el Universo por sí solo no pude formar sistemas cerrados ordenados a menos que haya una provisión de energía que lo provoque, es decir por ejemplo lo mas natural es que un vaso de vidrio en algún momento termine hecho trizas al caerse, y si vemos que un grupo de ladrillos apilados de cualquier manera se ha transformado con el tiempo en una bella construcción es porque ha intervenido el hombre y éste al formar tal sistema ordenado ha gastado mucha energía colaborando al desorden del Universo.

La segunda Ley de la Termodinámica, la entropía (desorden) aumenta en el universo y es irreversible. Esto aparentemente contradice la Teoría de la Evolución de las Especies.
La segunda Ley de la Termodinámica, la entropía (desorden) aumenta en el universo y es irreversible. Esto aparentemente contradice la Teoría de la Evolución de las Especies.

La evolución de los seres vivos, parece contradecir la segunda ley de la termodinámica, porque esta teoría sostiene que los seres vivos se formaron a partir de la materia inorgánica y conformado cada vez estructuras mas complejas como son las células, los órganos y finalmente los seres vivos. Esto se explicaría porque el Sol, las lluvias de meteoros, las tormentas eléctricas hayan proporcionado de la energía a la Tierra para que se produzca el fenómeno de la evolución de los seres vivos, desde un sistema desordenado a uno mas ordenado y complejo. Esta explicación no parece ser muy convincente, cuando observamos la complejidad de los seres vivos nos ponemos a hacer la analogía con las máquinas que nosotros los seres humanos construímos, éstas cuanto mas complejas demuestra la intervención de una inteligencia y el Universo también nos sugiere un plan, un diseño, un objetivo.

Si el universo fuera un diseño de seres muy inteligentes, cuál sería el propósito de éstos?, por que habrían de haber formado seres inteligentes como nosotros?. Veamos el caso de nuestro papel en la transformación de la naturaleza, el hombre ha demostrado desarrollar civilizaciones con alta tecnología que intenta controlar la naturaleza, un invento sorprendente son las computadoras, éstos hacen tareas complejas que suplen la actividad del hombre haciéndolas mas automáticas; es decir que el hombre ha inventado la computadora para que pueda hacer cosas tan complejas casi como el cerebro y le pueda ayudar a muchas de sus tareas; entonces el hombre no podría ser el invento de seres mas inteligentes que necesitan que le ayude a hacer ciertas tareas como la transformación de la naturaleza?, es decir tal como dice la Biblia podríamos ser el producto de un invento que trata de ser la imagen y semejanza de quienes nos han inventado?. Solo El o Ellos sabrían el verdadero propósito de nuestra existencia.

El hombre demuestra su capacidad de control de la naturaleza mediante la tecnología, el Universo es mas complejo que lo que el hombre pueda hacer con la tecnología como si hubiera sido diseñado por una inteligencia superior.
El hombre demuestra su capacidad de control de la naturaleza mediante la tecnología, el Universo es mas complejo que lo que el hombre pueda hacer con la tecnología como si hubiera sido diseñado por una inteligencia superior.

Por otro lado, así como es absurdo creer que los seres humanos somos los únicos seres inteligentes del Universo, o que la Tierra es el único planeta con seres vivos; también sería absurdo creer que el hombre y lo animales somos los únicos que alojamos una mente, que ésta solo es exclusividad del cerebro, que la actividad consciente solo es exclusividad de los animales y el hombre, había mente en el Universo singular antes del Big Bang?, hay mente en las estrellas y galaxias?, que es la mente?. Hay que tomar en cuenta que la mente altera el curso natural de las cosas, que la mente en el hombre por ejemplo produce órdenes motrices y hace que el hombre mueva objetos con su cuerpo alterando el movimiento natural que éstos tiene en las Leyes del movimiento de Isacc Newton, por ejemplo, el fenómeno físico de la caída libre de una pelota de tenis predice que en tal segundo de tiempo éste chocará al suelo, pero si una mano humana intercepta a la pelota en su trayecto y lo coge no se habría cumplido tal predicción, finalmente esa ley de movimiento de caída libre no habría sido tan completa al no predecir que una persona voluntariamente interrumpa el trayecto de la pelota.

1.3 La Mente

La actividad consciente del hombre se produce en la formación reticular del sistema nervioso y cerebral, esta actividad de vigilia permite tener la sensación de estar con vida, despiertos, apreciar con nuestros sentido las cosas, recordar, pensar, sentir; esa es la actividad mental, obviamente alojado en el cerebro como resultado de su complejidad; pero qué es el cerebro?, si lo desmenuzamos encontramos el cúmulo de células nerviosas llamadas neuronas, un sistema electroquímico de transportar la información, áreas especializadas para el control de los músculos, la actividad pensante, etc. Si inventáramos un cerebro artificial electrónico probablemente se aproximaría bastante al cerebro humano, pero éste tendría actividad consciente?, habría un ser alojado en su interior que siente, percibe, piensa, sufre?, sabemos que nó porque no sabemos cómo se construye una mente, y no sabemos cómo se construye una mente porque aún no sabemos qué es la mente; solo sabemos que es lo único y primero que realmente existe, es decir que sin la mente no habría física, observación, capacidad de captar la realidad y nada que sea testigo de la existencia del Universo; un Universo sin mente es como si no existiera, daría lo mismo que exista o no exista porque nadie podría decir que existe. La mente es necesaria para que las cosas existan porque éste es el que asegura que existen.

La mente es uno de los mayores misterios aún no suficientemente conocido por el hombre, su conocimiento puede revelar el origen del universo.
La mente es uno de los mayores misterios aún no suficientemente conocido por el hombre, su conocimiento puede revelar el origen del universo.

Mientras no resolvamos el misterio de la mente no conocemos casi nada del Universo, ni su origen, ni su propósito, ni la posibilidad de que haya vida en otros planetas, ni que haya seres superiores.

Había mente en el Universo singular antes del Big Bang?, no tenemos información de ese Universo ni de lo que es la mente, por lo tanto es un misterio vigente.

Como conclusión de esta parte sobre Dios Creador del Universo es que hay indicios de un diseño inteligente del Universo lo que nos sugiere una existencia de algún o algunos seres con mente y capacidad de tener un conocimiento y control mayor del universo que el ser humano; este ser o estos seres ( lo de singular y plural es meramente un esquema humano de representar las cosas) podría tener el control total del Universo y podría ser el origen de la existencia de éste, aunque eso sería un detalle meramente formal desde la perspectiva humana, porque en la existencia singular del Universo (antes del Big Bang) no había tiempo ni el fenómeno de causa efecto.

La Existencia de Dios 1

7 Ene

La existencia de Dios

Nunca está demás plantearse la cuestión de Dios, una y otra vez, tratando de llegar a una verdad que amplíe nuestra comprensión del mundo y redefina nuestras culturas religiosas. La creencia en Dios es tan antigua como la humanidad y nunca deja de ser vigente y siempre es cuestionada. Los exponenciales avances de la ciencia y tecnología nos permiten tener nuevas formas de ver al Universo, por lo mismo cambiar nuestras filosofías, adaptarlos a estos tiempos y revisar las creencias religiosas y el concepto de Dios; sobre todo intentar responder a la pregunta básica de que si existe o no Dios.

Antes de desarrollar las ideas de la existencia de Dios quisiera dar mi respuesta personal, yo sí creo que exista Dios, pero se tendría que revisar el concepto de Dios, porque la idea predominante que tenemos actualmente de Dios tiene muchas contradicciones por lo cual es necesario precisar o acotar cómo debiera ser ese Dios y qué no debiera ser.

Precisando mi creencia o teoría, pienso que hay muchos elementos en el Universo que sugieren la existencia de seres superiores al hombre que tengan un mayor control de los fenómenos físicos y conozcan mucho más que nosotros el origen del universo o que ellos mismos son parte del origen, seres con una forma de existencia similar o superior a la mente que es uno de los elementos mas misteriosos que tenemos los humanos.

Al igual que podemos decir “no estamos solos” al referirnos a la posible existencia de seres extraterrestres, también podríamos referirnos a formas superiores de existencia con un mayor control de los fenómenos físicos como el espacio, el tiempo, la energía y fenómenos no físicos como la mente.

En principio veamos uno a uno las cualidades del actual concepto de Dios y validémoslos.

No somos los únicos seres inteligentes en el Universo, tampoco seríamos los únicos con mente
No somos los únicos seres inteligentes en el Universo, tampoco seríamos los únicos con mente

 

1.       Dios creador del Universo

Una de las religiones más desarrolladas en el concepto monoteísta de Dios es la hebraica, el Genesis nos describe la creación del universo en siete días.

Actualmente es casi un hecho la validez de la teoría de la formación del universo a partir del Big Bang, las pruebas científicas que corroboran esta teoría son bien plausibles tales como el ruido de fondo del espacio en el universo y el corrimiento al rojo del espectro de las estrellas lejanas. La teoría del Big Bang admite un principio de la existencia del universo, una fecha de nacimiento, un origen a partir de la nada física o energética, o más bien a partir de una concentración infinita de energía en un punto. Este fenómeno sugiere o mejor dicho no descarta una intervención superior en ese primer soplo de la explosión energética que forma al Universo, el origen mismo o la causa de la explosión es algo irrelevante para la ciencia, pues solo le interesan los hechos y no las posibilidades que vayan mas allá del alcance de la comprensión de los fenómenos físicos; pero para los que buscan a Dios es un indicio de su existencia, quien  sabe si esa concentración infinita de energía que da origen al universo es parte de Dios.

Evidentemente no hay una prueba fehaciente que detrás del Big Bang había una fuerza divina, pero sí nos sugiere una existencia del universo en una singularidad misteriosa que inexplicablemente súbitamente aflora, un evento tan grande que da curso a la formación de las galaxias.

La teoría del Big Bang nos sugiere que el universo tiene fecha de nacimiento
La teoría del Big Bang nos sugiere que el universo tiene fecha de nacimiento

1.1 Causa y Efecto y el Tiempo

Santo Tomas de Aquino en su Summa Teológica desarrolla varios argumentos de demostración de la existencia de Dios. Un argumento muy ingeniosos dice algo así : “Nunca hubo La Nada, porque si en algún momento hubiera habido Nada, Nada habría ahora, porque la nada nada produce. Por tanto siempre hubo Algo, y ese Algo es Dios”.

Otro argumento habla de que todo efecto tiene una causa, si para cualquier efecto encontramos una causa, podemos ver que esa causa es el efecto de otra causa, y así podemos ir retrocediendo buscando las causas de las causas, esto nos obliga a detenernos en algún momento y encontrar la primera Causa de todo, y ese es Dios.

He leído argumentos científico filosóficos que rebaten estas conclusiones. Principalmente la refutación se refiere al concepto relativista del tiempo y del estado del Universo en la singularidad previo al Big Bang. La refutación dice que no podemos decir que “antes” del Big Bang había la Nada, porque en el estado del universo antes del Big Bang no había tiempo, por tanto no había “antes”. Luego, el argumento de la causa y efecto, ésta solo tiene sentido en el mundo físico actual donde existe el tiempo, pero en el Universo puntual o singular antes del Big Bang al no haber tiempo no se cumple ese principio de la causa y efecto.

Me parece que los argumentos de Santo Tomas de Aquino son válidos dentro de un entorno, ciertamente no toma en cuenta los conceptos de las teorías de la relatividad por que no eran conocidos en su época; pero aún así no entra mucho en contradicción con la Teoría del Big Bang.

Ciertamente nunca hubo Nada por que antes del Big Bang el Universo era un punto con toda su energía concentrada, donde no había tiempo, por tanto no había “antes”, pero eso no nos lleva a concluir que ese universo concentrado es Dios, aunque dependería de nuestro concepto de Dios, si asumimos que Dios podría ser ese cúmulo de energía, ese estado del Universo era Dios.

En el estado singular del universo previo al Big Bang no había tiempo, por tanto no tiene sentido hablar de causa y efecto.
En el estado singular del universo previo al Big Bang no había tiempo, por tanto no tiene sentido hablar de causa y efecto.

Ciertamente también que donde no hay tiempo no existe el fenómeno de causa efecto, entonces si nos preguntamos “Quien produjo la Gran Explosión o Big Bang?” no habría respuesta a una pregunta que no tiene sentido, en el universo singular no existe el fenómeno de causa efecto, por lo tanto no se puede hablar de que algo o alguien produzca una explosión.

Santo Tomás no se desprendía de su concepto del tiempo, increíblemente su antecesor teólogo San Agustín sí hablaba de la posibilidad de la no existencia del tiempo antes de la creación, pero que es el tiempo?.

Para mí el tiempo es algo sicológico y también es un parámetro físico que intenta representar esa experiencia sicológica.

El tiempo es una representación de la experiencia sicológica que tenemos al recordar las cosas que cambian o se mueven
El tiempo es una representación de la experiencia sicológica que tenemos al recordar las cosas que cambian o se mueven

Veamos, la física no es más que un modelo matemático o científico que intenta representar nuestra experiencia sensorial de la realidad, el mundo real como es el Universo conformado de materia y energía tiene una estructura al cual los observadores como nosotros los seres humanos percibimos y tratamos de comprenderlo, nuestros conceptos de materia, energía, luz, movimiento, tiempo, espacio, fuerza, etc. no son sino recursos que tratan de sistematizar de  la manera mas aproximadamente posible el mundo real llevándolo a un modelo donde sea fácil contemplarlo e interpretarlo como es por ejemplo una gráfica en coordenadas cartesianas donde veamos valores, tendencias, ciclos, etc. El tiempo es uno de los parámetros de nuestro modelo bastante asociado a la forma cómo recordamos los eventos de la realidad, nuestra manera de recordar las cosas, lo que vemos y oímos, una forma secuencial y contínua, en la cual la foto del presenta rápidamente se desvanece en el pasado para presentar una nueva foto del presente, ese fenómeno de nuestra experiencia sensorial lo hemos modelado en algo que llamamos tiempo.

Hace décadas que el tiempo ha dejado de tener ese significado absoluto y totalmente independiente del espacio, la Teoría de la Relatividad nos muestra un tiempo que se estira y comprime, un tiempo distinto para cada observador dependiendo de su velocidad relativa, un tiempo en el que no existe el concepto de simultaniedad, es decir que en instante de tiempo no hay una única versión del Universo sino muchas dependiendo de los observadores.

Con la Teoría de la Relatividad cambia el concepto absoluto del tiempo, éste se puede comprimir y estirar de acuerdo al sistema de referencia del observador.
Con la Teoría de la Relatividad cambia el concepto absoluto del tiempo, éste se puede comprimir y estirar de acuerdo al sistema de referencia del observador.

En el Universo actual luego del Big Bang, observadores como nosotros los seres humanos necesitamos del concepto del tiempo para poder representar los fenómenos del Universo, además de percibir el espacio tridimensional también tenemos recuerdos de las experiencias pasadas para armar una historia de los fenómenos físicos y deducir sus leyes. Eso no descarta que sea la única manera de observar al Universo, podrían haber otros observadores que tiene otras maneras de recordar al Universo, aún en el estado de singularidad del universo antes del Big Bang. Nada nos impide afirmar que en el estado de singularidad del Universo podría haber seres con capacidad de observar los fenómenos físicos de una manera no necesariamente temporal, ya que el tiempo no existiría en ese Universo. Incluso en el Universo actual podrían haber seres con capacidad de observar a éste de una manera distinta a la mente humana, seres que podrían observar mas de tres dimensiones, retroceder en el tiempo, adelantarse en el tiempo. Esos tendrían una mayor capacidad de control de la naturaleza y sobre los seres humanos